Cómo mejorar la seguridad de tu localidad

La seguridad de una localidad, es un problema que afecta a todos los habitantes, y aunque la responsabilidad para obtener una solución, es principalmente de los gobernantes y los cuerpos de seguridad, los ciudadanos también podemos aportar nuestro grano de arena.

¿Quiénes son los protagonistas?

El problema relaciona a la inseguridad de una localidad, afecta principalmente a los propietarios de la zona, en otras palabras, vecinos y comerciantes, no a la policía. Los cuerpos de seguridad van a cumplir su trabajo, que es capturar a los ladrones que atentan contra la seguridad del lugar.

Pero, a quienes se ven en realidad afectados por esta situación, deben tomar decisiones para solucionar el problema, algo más que llamar al cerrajero para que instale dispositivos de seguridad en sus viviendas y negocios.

Todos los vecinos deben estar alerta a lo que ocurre en sus calles, recuerde que los ladrones son personas racionales, por lo tanto, estará en constante vigilancia para determinar quiénes podrían ser sus próximas víctimas. Detecten estas actividades extrañas… los vecinos son los primeros que pueden reconocer la presencia de extraños.

Por otra parte, diseñen los espacios de manera tal, que sea posible tener una mejor visión entre vecinos, y los comerciantes pueden brindar una mayor iluminación en las secciones de las calles en las cuales están sus locales.

El papel de las asociaciones vecinales

Las asociaciones vecinales tienen el poder de generar actividad y presión a las entidades responsables, quienes se podrán encargar de mejorar la limpieza de las calles, mantener operativo el mobiliario, brindar una mínima dotación policial, entre otras acciones.

Para que las asociaciones vecinales puedan cumplir sus funciones, se recomienda que cumplan estas acciones.

  • Identificar los problemas. Detectar qué hace falta en la localidad. ¿Mayor cantidad de luz? ¿Más vigilancia? Este es el primer paso para encontrar soluciones a todas las deficiencias.
  • Tener una buena organización. En esta acción, la unión entre vecinos es la prioridad, porque será más fácil desarrollar los planes y su ejecución.
  • Mantener una comunicación óptima. Está íntimamente relacionada con la acción anterior. Entre todos deben determinar cuáles son las necesidades de la localidad, y cuáles merecen ser prioridad, de manera que se puedan ir solucionando problemas.
  • Contar con apoyo. Intentar conocer a los policías que hacen las rondas por la localidad, es una de las mejores opciones para convertirse en aliados con el objetivo de mantener el lugar seguro, hasta que las entidades responsables logren proporcionar mayor vigilancia.
  • Comunicar los problemas a las autoridades locales. Una vez que han logrado definir los problemas de seguridad que existen en la localidad, pueden acercarse a las autoridades y hacer llegar sus observaciones, problemas identificados y propuestas de posibles soluciones, quizás sea posible lograr recibir su apoyo y trabajar en conjunto.

El compromiso de las autoridades

La inseguridad es uno de los aspectos en los cuales las autoridades deben prestar especial atención. Sin embargo, debemos ser conscientes de que pueden existir problemas que impidan a los cuerpos policiales el efectivo cumplimiento de su deber, como la falta de personal y de recursos.

Es por ello, que si es posible lograr que tanto vecinos como cuerpos policiales trabajen en equipo, las posibilidades de alcanzar el éxito en la meta de disminuir los índices delictivos de una localidad son más altas.

error: Content is protected !!